Poemas de Enrique Angelelli

angelelliGracias al desesperado amor de los compañeros, seguimos descubriendo las palabras rescatadas de la oscuridad. Palabras que agitan sus alas de pronto cuando pasamos las páginas del Libro Sagrado de Tolosa, palabras que emergen de las cenizas del agua. Palabras que nunca se terminan.
En este caso (el programa 84), las palabras  de Enrique Angelelli. Una grabación de las muchas que recopilaron los compañeros de Fm Ciudadanos de La Rioja. Gracias a ellos por semejante trabajo, escuchamos el poema: El hombre, proyecto de pueblo. Aquí para leer, ese poema y otros de Enrique Angelelli, sacerdote, poeta y mártir.
 
 
El hombre proyecto de pueblo

Mezcla de tierra y de cielo,
proyecto de humano y divino…
que en cada hombre se hace rostro
y su historia se hace pueblo.

Es barro que busca la Vida,
es agua que mezcla lo Nuevo,
amor que se hace esperanza
en cada dolor del pueblo.

El pan que en el horno florece…
¡Es para todos, amigos!
Nadie se sienta más hombre,
la vida se vive en el pueblo.

Porque el proyecto se hace silencio,
porque la vida se hace rezo,
porque el hombre se hace encuentro
en cada historia de pueblo.

Déjenme que les cuente
lo que me quema por dentro;
el Amor que se hizo carne
con chayas y dolor de pueblo.

¿Saben? Lo aprendí junto al silencio…
Dios es trino y es uno,
es vida de Tres y un encuentro…
aquí la historia es camino
y el hombre siempre un proyecto.


 
A La Rioja querendona

En cada chaya escondes tu dolor hecho harina y albahaca…
los del puerto te han amordazado para que no grites…
ya tus tientos se cortan y caen tus machetes;
solo te quedan ranchos tristes…
y tierra caliente.

Los de afuera, Chango, te han robao´ las vacas;
tu Tata ha quedao´ solo… y la Mama un recuerdo;
el Estargidio se fue lejos, a juntar petróleo
allá en Comodoro… rumiando nostalgias.

Y a la Rita la llevó el patrón para que lo comediera,
dicen que en Buenos Aires donde todo es mentira;
tiene que hacer de todo, aunque no lo pueda,
total es riojana, lo mismo que… ¡nada!

Pero el sol está sangrando
allá en Los Mogotes,
y en La Cueva de adentro se oyen galopes;
se acercan pasos por los caminos llaneros
y El Chacho amanece con sus montoneros.

Y por La Quebrada
que le dicen de Chusquis
unos lloros del cerro se gritan contentos;
hay olor a racimos y a vino nuevo,
y Don Aurelio ya calienta la pava en el fuego.

¿Por qué no quieren que diga lo que siento…
es que es mentira hablar del silencio…
no escuchan el grito de los de tierra adentro?

Somos, nosotros, porteños…
es fiero ¡si vieran lo que yo siento!
Quebradas y llanos… cansados y sedientos…
el alero del rancho se lo llevó el viento,
dicen que anoche silbando el silencio…
¿No escuchan el grito de los de tierra adentro?
 
 
Al reaccionario

¡Amigo! un crepúsculo enrojecido te envuelve
y la noche peregrina tu existencia,
el miedo resquebraja tu esperanza
y la oscuridad se hace sangre en tus venas.

¿Por qué hieres al hermano y calumnias…
por qué manchas, envileces y persigues?
¡Advierte! no eres pasado sino historia,
eres proyecto y siempre mensaje,
pueblo que camina y no desierto,
agua que canta y no estanque.

No te quedes solo, porque envejeces;
escucha la Fuerza de lo que no muere…
es El… de ayer, de hoy y de siempre.

¡Advierte! no eres pasado sino historia,
agua que canta y no estanque.
 
 
Sobre Enrique Angelelli en elortiba.org
 
Anuncios

Mónica Alegre, en las Otras Aulas

En el programa 82 se escucha la voz de Mónica Alegre, madre de Luciano Arruga, leyendo una carta a su hijo: Luciano, un trébol de cuatro hojas” en una Jornada Cultural por los Derechos Humanos al cumplirse cinco años de su desaparición.
A 5 años de la desaparición de Luciano Arruga (Audio completo en La Biblioteca sonora).

Luciano, un trébol de cuatro hojas. (Texto de la carta en el blog de Fm Che Barracas)

luciano-arruga-foto

 

La Academia de la Aventura

– Universidades serias eran las de antes -dice el maestro Nadie. Por decir algo, supongo. O bien porque recuerda sus tiempos de estudiante. Pasó por muchas carreras: por Filosofía (para manguear cigarrillos negros a sus compañeros), por Sicología (para contarle a sus amigas lo hermosa que era su madre), por Botánica (para sonsacarle a algún sabio las mejores maneras de cultivar ciertas plantitas), por Química (para aprender a fabricar dinamita), etc.
Más allá de las opiniones del maestro, la Universidad de La Plata lleva adelante ciertas aventuras. Como por ejemplo: El toldo de Astier, una revista virtual de divulgación, realizada por la Cátedra de Didáctica de la Lengua y la Literatura I, del Departamento de Letras.
En El toldo de Astier, entre otras cosas, hay una nota sobre la Escuela de Nadie. 
Dénse una vuelta, si gustan. Y si ven a alguien, le dicen gracias de mi parte.
 
Martín.
 
El toldo de Astier. Propuestas y estudios sobre  enseñanza de la lengua y la literatura.
 
 
El toldo de Astier. Número 8, abril de 2014.
 
 

La Caseteca

Hay muchos lugares imprescindibles en este mundo de aire y lucecitas… Unos cuantos de esos lugares están en la Caseteca. Fijensé.

6313-cassette_420x250

La Caseteca, algo así como el Aula Magna de la Escuela de Nadie.

 


Biblioteca sonora La Caseteca.

 
 
En el programa 82, sin ir más lejos, se escucha a Mónica Alegre. Acá, el audio completo. Escuchen cuando puedan, a ver si logran no enloquecer de respeto.
 
 

 

Barrilete en la sierra, de Lilah Ríos.

         

Un atardecer helado de setiembre,
                          un barrilete desenrolló su hilo desde la mano de Matías
                                                  -de regreso de su escuela de todo el día-

                                                  

                                            BARRILETE EN LA SIERRA

Con forma de cometa alado, parecía un pez raya negro y rojo, caminando el aire.
Su cola finita y larga se sacudía a velocidad de semifusas, las alas y cabeza en tiempo de corcheas, mientras su ojo único permanecía fijo observándome.
Quedó cenital y alto sobre mi casa.
Imantó mi mirada y propósitos de esa tarde.
Me llenó de ternura, sorpresa, admiración.
Desde el oeste, el sol lo espiaba hundido en la sierra.
Por el este, el horizonte soltaba una luna ladeada, acostada, como una burbuja mordida en una esquina.
El viento gélido arrancó el hilo de los dedos.
El cometa subió más aún y planeó altísimo hacia el sudoeste.

Se enredó su ancla en unos cables o ramas de la manzana vecina.
Corriendo salió el niño al rescate del náufrago alado.
Pero una ráfaga lo raptó y llevó a sus dominios.
Trepó en el monte muy por encima de los espinillos chañares mistoles y piquillines… superando los pastizales de altura.

Acompañando la pérdida,
        la luz mermó, las estrellas se encendieron, la luna se enderezó, el frío aumentó.
                              El tiempo detenido….. comenzó a rodar vertiginosamente hacia la noche.  

Como este barrilete, algunos proyectos, amores y deseos, llenan de belleza nuestro presente, instauran la magia, suspenden las horas.

Y cuando se desprenden de nosotros y vuelan su propio camino,
                           nos dejan la gracia,
                                                   la nostalgia,
                                                              el paisaje serrano impregnado en nuestro paisaje interior.

Cometa de vuelo efímero.

                                    Mano de niño.
                                                     Día concluido.
                                                                          Gracias Matías por lo que tu barrilete destelló en mi patio.

                                                             

                                                                                                Lilah Ríos.

.
.
-----

Lilah Ríos (además de ser alumna de Nadie) habita las sierras cordobesas y participa, entre otras cosas, de la producción de los portales sonoros  “Desde Wimpala, memoria nativa viva en el presente”, que sale por Radio Curva,  los lunes y los miércoles a las 17 y a las 22hs., junto a Gustavo Bernardi.

Radio Curva.

Violencia Rivas en las Otras Aulas de esta escuela

En el programa 65, el maestro Nadie elige escuchar la voz de una gran amiga suya: Violencia Rivas, muchacha intensa capaz de iluminar con su música los profundos misterios del aprendizaje.

Violencia Rivas, Educarse es una mierda.

Nosotros, los normales. Poema de Carmen Ruíz Fleta

En el programa 54 hay dos batallas.

En la primera, la Octava División Sillatransportada del Brazo Armado de la Escuela de Nadie se enfrenta a la policía. La causa del conflicto tiene que ver con el derecho a andar por la vereda.

El poema Nosotros, los normales -de la aragonesa Carmen Ruíz Fleta– dispara otras preguntas sobre el asunto.

[you tube http://www.youtube.com/watch?v=qDGID0x_hfk]